Buscar

Mr Reivaj

Restos del naufragio

Etiqueta

Maria Luisa Prada

El hierro del mayoral

presentacion_p
Presentación del libro : Del Fresno, Vilabrille, Prada, Lafuente e Inclán

El día 17 de Diciembre se  presentó en Gijón el último libro publicado de la  escritora Mª Luisa Prada, . Es el cuarto libro de esta autora que he comprado,  a razón de uno por año. Y lo hago desde que leí “En el túnel” , su novela publicada en 2006.  He de advertir que no me gusta especialmente este modelo de escritura. Sin embargo cada año, compro y leo “la novela” de Mª Luisa Prada. El argumento que la editorial no tiene inconveniente en ofrecer en su contraportada es el siguiente:

tapa_hierromay
Portada: Acuarela de Valentín del Fresno

En el otoño del año 1982, don Sebastián Montalvo y Romeral, conde de Utrera, dueño de una ganadería de reses bravas, aparece muerto en su despacho de un tiro en la sien. De esta muerte, y del robo de varios objetos de valor, es declarado culpable y condenado a más de veinte años de prisión Antonio Heredia, amigo personal del conde y mayoral de su casa, una condena que cumplirá en las cárceles malagueñas de Cruz del Humilladero y Alhaurín de la Torre.

A comienzos del año 2009, y debido a la gran crisis económica mundial, son muchos quienes tienen que desprenderse de piezas de valor para poder seguir manteniendo su nivel de vida. Ningún sitio mejor para hacerlo que Gibraltar, lugar en el que la mafia, la corrupción, la creación de sociedades opacas registradas para eludir la fiscalidad o blanquear dinero, o el turismo de “negocios” de quienes defraudan en su país de origen, les ofrece la oportunidad de actuar con total impunidad. A esta ciudad, y a Marbella, llegan dos personas con el propósito de vender alguno de los objetos por los que el mayoral había sido declarado culpable de robo.

Siguiendo el rastro de los vendedores, se descubrirá por qué Antonio Heredia pagó por algo que no había cometido y se conocerán también las causas por las que, a pesar de ser inocente, prefirió guardar silencio antes que defenderse.

A las novelas de esta autora se les puede adaptar  la respuesta de Alejandro Dumas  a Eugenia de Montijo , “la historia es el clavo del que cuelga el cuadro ya que no hay inconveniente en conocer de antemano “la historia” que se va a contar. La propuesta de Mª Luisa Prada va por otros derroteros y por ellos llega perfectamente a sus lectores incondicionales y numerosos .

La prosa de Mª Luisa Prada no tiene estridencias. Las tragedias y las pasiones quedan escondidas y suavizadas bajo la neblina de un lenguaje llano y popular, conocido y asequible. Es un  tipo de escritura que aprovecha  soluciones previstas de antemano, y que consigue  proporcionar al lector la alegría  del reconocimiento de lo ya conocido, tal como lo describe Umberto Eco al referirse a la “novela popular”  (*) . A lo largo de la novela se desarrolla un juego  de interacciones continuas, encuentros y desencuentros que no buscan otra cosa que dar  al lector el placer de volver a lo ya esperado.

Mª Luisa Prada intenta de algún modo representar la intriga en estado puro, sin prejuicios y libre de tensiones problemáticas. No siempre lo consigue. Las dos partes en las que se divide la novela logran configurar un “pacto de verosimilitud” con los lectores al situar la acción en escenarios  y marcos temporales muy conocidos, años 1982 y 2009.

En general puede decirse que la novela de Mª Luisa cumple con los requisitos del género. Aunque no acaba de tener un ritmo narrativo regular tiene la capacidad de sorprender al lector con nuevas subtramas y laberintos a lo largo de la obra. Es una novela, como todas las que conozco de esta autora, donde hay una atmósfera particular, de trazo fino y con apariencia sencilla y sin complicaciones. Sin embargo es solo una apariencia. La obra se estructura con la voluntad demoledora de una “narradora omnisciente” , todo tiene una ley, nada sucede por casualidad y todo acaba como se quería que acabara. La mejor prueba de esto está en la frase final de la novela :

La vida, efectivamente, había puesto como siempre, las cosas en su sitio.

Enlaces :
Web de Mª Luisa Prada

Web de KRK Ediciones

Nota : (*) El superhombre de masas. Umberto Eco – Colección: PALABRA EN EL TIEMPO
Editorial: Lumen

Anuncios

"Manarola"- Novela de Mª Luisa Prada

presen_manarola

El pasado día 10 de Abril , en el Centro de Cultura Antiguo Instituto Jovellanos de Gijón (Asturias) , fue presentada la novela “Manarola” de la escritora Mª Luisa Prada Sarasúa.
LA AUTORA
María Luisa Prada Sarasúa es una mujer de espléndida madurez , nacida en Mieres (Asturias). Publicó su primera novela en el año 2004 y desde entonces lanza una nueva obra cada año. Es una persona con sólida formación cultural viajera habitual. Esto unido a una gran capacidad de observación le permite fijar vivencias sencillas que después incorpora a sus relatos, engarzadas como cuentas en un eje imaginativo que sigue rigurosamente. Sus novelas “Vivir al sol” (2004), “Bajo el agua” (2005), “En el túnel” (2006), “Una cita en Arlés” (2007) y “Manarola” (2008) están publicadas por la Editorial KRK de Oviedo. Los libros en sí mismos son joyas de cuidada edición.

Portada Manarola

SÍNTESIS

La novela se abre con un prólogo en el que una joven de nombre Silvana, escritora novel y además hija de editor presenta la novela que a continuación vamos a leer titulada “Manarola” como la que tenemos en las manos. Sagazmente anuncia que no escribirá en primera persona huyendo de cualquier implicación emocional. Enseguida se sabe que hay un dramático secreto que la lectora y el lector cree adivinar. Nuestras sospechas se van confirmando sin importarnos demasiado , arrastrados ya por la descripción de emociones y sentimientos universales , amor, dolor, pasión, celos, …

LA CITA:

“La vida es un derecho y no una obligación, y yo te digo que cuando considere que es mucho mayor el sufrimiento moral y físico que la satisfacción de permanecer aquí… Ese día seré yo quien decida.” (Renata, pag.59)

mluisa_prada

COMENTARIO:
María Luisa Prada es autora omniscente y no concede tregua. Sus novelas están estructuradas de tal modo que se imagina a sí misma sola en relación con el tema al que se enfrenta. En todas sus novelas hay un misterio que cuando el lector se da cuenta ya es como un Maguffin de Hitchcock, es como una excusa argumental para que la autora nos lleve por sus vivencias. Creo que ahí radica el mérito y la aparente sencillez de las novelas de M Luisa. Es como si a poco de empezar a leer dijésemos que ya sabemos cual es el posible desenlace pero no nos importa ya que a cambio la autora nos permite acompañarla por todo su mundo de emociones y sensaciones. Es un viaje de placer cómodo y apacible en el que el mar de fondo no llega a perturbar aunque se note su fuerza. Hay una escena en la página 162 que retrata perfectamente como lleva esta autora a sus lectores en un tránsito con algún sobresalto pero gratificante al final. La abuela relata como el barco en que iban en cierta ocasión empezó a moverse e hizo que las tripulantes “diesen tumbos de una parte a otra”. Los barcos que había alrededor no se enteraron, y la abuela relata :

“.. puedo asegurarte que fue lo peor que nos ocurrió durante el tiempo que estuvimos en el barco. Cuando llegaron el nonno y tu padre, las tres estábamos pálidas como muertas. No fue una experiencia agradable pero después de tiempo nos reíamos porque sólo nos había ocurrido a las tres mujeres. Los “lobos de mar” entretanto, estaban llevando la basura a los contenedores”.

La escritora está en completa armonía con su narración. En sí misma es un personaje que sabe todo sobre sus personajes y sobre el ambiente en que se mueven, porque en cierta medida también es el suyo, recreado por esa capacidad de imaginación y observación que comentaba antes.
A los libros de Mª Luisa, a este libro concretamente, cabe aplicar la frase del gran Georg Christoph Lichtenberg :

“La simplicidad en la escritura es algo recomendable ya por el hecho de que ninguna persona honesta recurre al artificio o a la sutileza en su forma de expresarse”.

Y Mª Luisa Prada Sarasúa es una escritora honesta dicho en clave de este aforismo. Por lo que hemos de concluir que su obra, lógicamente es “recomendable”.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑